¡Buenos días tizadict@s! Damos oficialmente por finalizada la Navidad y por consiguiente comienza el segundo trimestre del curso escolar. Enero es un mes de nuevos comienzos, de nuevas ideas y propósitos. Es cierto que quizás a veces nos venimos muy arriba con esos propósitos de año nuevo pero nuestro consejo es que os olvidéis de listas interminables de nuevas intenciones y toméis una a la vez. Además tenemos las pilas cargadas a tope y hoy os traemos el paso a paso de cómo pintar un cabecero de madera. Este cabecero de pino os lo enseñamos hace unas semanas por las historias de IG y algunas nos pedíais ideas ya que es una pieza bastante común en los hogares españoles 🤪. Lo teníamos en el taller preparado para un cambio y ha llegado su turno.

Para el trabajo de hoy hemos elegido uno de nuestros nuevos colores: el Bola Verde y el papel pintado Fauna Fuerteventura.

¿Qué materiales hemos utilizado?

Paso a paso.

1. Limpiar con Superclean.

Limpiaremos toda la superficie muy bien con Superclean. Recordad que se mezcla 1 parte de producto por 5 de agua. Es ideal para este tipo de muebles antiguos porque tiene poder fungicida y así evitamos que se arruine después el trabajo de pintura. En este caso he tenido que darle un poquito con la lija porque tenía restos de pintura de un color que estuvimos probando y quería dejarlo todo uniforme.

2. Preparamos la pintura.

Hoy no hemos utilizado imprimación porque al ser una pieza de pino y que se va a utilizar como elemento decorativo, lijamos un poquito antes para quitar el barniz que tiene y listo. La hemos pintado con la gama Essential pero podéis hacerlo perfectamente con la Chalk. Mirad que bonito es este color, digamos que tiene un tono entre verde y grisáceo. El acabado es mate.

La proporción de agua os decimos que es aproximadamente un 5% o lo que es lo mismo un “chorreoncito”. Esto se hace porque nuestras pinturas son espesas y necesitan un poco de agua para poder trabajarlas bien.

El truco está en que cuando la mezcla ya esté bien integrada, la pintura caiga de la brocha con un hilo fino y continuo como en la imagen:

3. Damos una primera mano de pintura.

Empezaremos recortando los bordes y las zonas más estrechas o redondeadas con la brocha para después pintar las zonas planas y más grandes con el rodillo.

Esperaremos de 4 a 6h de secado para dar la segunda mano de pintura. Nosotras nos ayudamos del ventilador de Ryobi que nos facilita el trabajo mucho.

 

4. Segunda mano de pintura.

Una vez pasado el tiempo de secado, si nos ha quedado alguna imperfección pasaremos una lija finita despacio para no llevarnos la pintura y retiraremos los restos de polvo.

Ya tendremos la pieza entonces preparada para la segunda mano de pintura:

Al pintar en vertical es bastante común que se nos descuelgue la pintura en forma de goterón en partes dónde o bien hemos aplicado demasiada cantidad o en zonas donde debido a su irregularidad pues la brocha y el rodillo descargan de manera desigual. Por eso es importante dar un repaso antes de dejar la pieza a secar.

Recordad que el color real se ve una vez seco, aquí podéis ver como en húmedo parece que tiene acabado con brillo y no es así.

5. Preparamos el papel pintado.

El papel que hemos elegido hoy ha sido el Fauna con el fondo en color Fuerteventura porque nos queda muy bien con este color de pintura.

Ya sabéis que en el apartado de papeles pintados tenéis todos los demás modelos. Son diseños nuestros y además hechos con algunos de los colores de nuestra carta.

Tomamos medidas para después recortar el papel. Es mejor que dejéis un poquito extra porque es mejor recortar que tener que empalmar.

Mi consejo es que los cuadréis de tal forma que respetéis los dibujos del papel. Así queda más bonito que si vamos poniendo parches.

6. Encolamos y empapelamos.

Aplicaremos cola tanto en la superficie como  en la parte trasera del papel. Nuestros papeles son ignífugos y muy resistentes.

Hacemos lo mismo con la parte de arriba del cabecero:

Un truco que os damos es que cuando tengáis pegado el papel, podéis retocar los bordes con un pincel para dejar más uniforme el corte:

7. Resultado final.

¿Qué os parece?

Combinar papel pintado y pintura es una manera genial de personalizar cualquier mueble o estancia.

Y hasta aquí el blog de hoy tizadict@s, esperamos que os guste tanto esta idea como a nosotras. Estad muy atent@s porque en las ofertas flash de este fin de semana os vamos a dejar un pack para que podáis hacer este tipo de trabajo con todo lo necesario.

También os dejaremos el vídeo en Youtube.

Recordad que aun podéis rellenar la encuesta y conseguir un descuento:

Enlace para rellenar la encuesta.

Tenéis hasta este viernes 13 para hacerlo y luego hasta el 28 de febrero para canjear el cupón descuento que encontraréis al final.

¡Os leemos en comentarios!

Feliz semana tizadict@s