¡Hola tizadict@s!

Espero que llevéis una bonita semana.

Hace un par de semanas os decía en la newsletter que siempre tenemos la oportunidad de darles segundas vidas a piezas que ya no encajan en nuestra deco o que simplemente nos hemos aburrido de ver, un ejemplo que os ponía era precisamente el de una cómoda que otra de nuestras tizadictas, @ro_sabio, había transformado en un mueble para su cuarto de baño con el color Albahaca de la gama Essential. Mirad que pasada:

También existe la posibilidad de que compremos un mueble básico y que con pintura y algunos apliques, consigamos una pedazo de pieza para cualquier parte de nuestra casa. Yo lo hice algún tiempo con esta cómoda HAUGA de Ikea que le preparé a mi hija para su habitación. Utilicé el color Rojo Librería de la gama Essential también y acabado mate. Los tiradores se los cambié por unos de Zara.

Pinchando en la imagen podéis ver el vídeo de como lo hice:

Pero hoy vamos a dedicar el blog a una tizadicta que ha hecho un mueble de baño súper chulo a partir de un par de cómodas de Ikea, utilizando unos listones de madera, piezas de desagüe, unos tiradores de Aliexpress y por supuesto nuestra pintura Essential en color Picadilly.

Ella es @isalunahe y os invito a que os paséis por su Instagram para que veáis los proyectos de bonitos que hace con sus propias manos y un poquito de imaginación como decimos siempre.

Isa necesitaba un mueble para el cuarto de baño de su casa nueva ya que las encimeras de mármol y los lavabos no los quería cambiar, después de pedir unos presupuestos para hacer el mueble a medida, estos se excedían de lo que tenía en mente y optó por buscar en Ikea cómodas con las medidas que ella necesitaba.

Así encontró este modelo de cómoda SONGESAND que le cuadraba en sus medidas.

Compró unos desagües también en Ikea que ocupaban menos espacios que los que había, unos listones de madera para encuadrar bien los frentes y que quedasen como hechos a medida y unos tiradores nuevos en color dorado.

Otra opción es pintar los tiradores con spray. Si lo hacéis, al ser en este caso para el mueble del baño que podemos tocar con las manos mojadas, darle con Wash Primer primero que es la imprimación y luego con protector también en spray.

El color que Isa utilizó fue el Picadilly de la gama Essential.

Los pasos para pintar con Essential son:

  1. Limpiaremos el mueble muy bien (aunque sea nuevo) con Superclean. Enjuagaremos la superficie con una bayeta y agua.
  2. Daremos una mano de Primer con el rodillo blanco y esperaremos 12h para empezar a pintar. Si podemos esperar 24h mejor.
  3. Una vez pasado el tiempo de secado del Primer, comenzamos con una primera mano de pintura también con el rodillo blanco.
  4. Dejaremos secar entre 4 y 6 horas y daremos una segunda mano con el rodillo azul de espuma para un mejor acabado. Si hay alguna imperfección pasaremos una lija rápida y de manera suave.
  5. Tendremos mucho cuidado los 2 o 3 primeros días y después podremos usarlo con normalidad. Recordad que hasta los 21 días la pintura no cura del todo así que tenerlo en cuenta para su uso.

Tanto al Primer como a la pintura le añadimos un poquito de agua para que sea más fácil de trabajarlos.

Mirad que color taaaaaan bonito es nuestro Picadilly:

Aquí podéis ver en detalle cómo cortó un poco el primer cajón para cuadrarlo bien con el desagüe. También le quitó las tapas a ambas cómodas para poder encajarlas bien con los lavabos.

Y este es el resultado final. Yo os recomiendo poner los tiradores pasados esos 2 o 3 días para que la pintura se haya asentado y no salte.

 

Lo que os decía tizadict@s, una nueva utilidad a dos muebles básicos y encima siendo un cambio «bueno, bonito y barato».

¡¿Qué más podemos pedir?!

Pasad un bonito miércoles y recordad que estamos por chat, Whatsapp y por email resolviendo todas vuestras dudas.

Gema

💙